Flock, tampoco es para tanto, (o sí)

La ventana de Flock 0.5

Después de apuntarme hace unos meses al programa de betas de Flock, hoy me ha llegado la invitación para descargarme la versión 0.5 (en sus propias palabras, entre la alfa y la beta…). Y ese aspecto que podéis ver tiene. Después de abrirlo y cerrarlo, la verdad es que, de momento, no me impresiona demasiado, pero tiene sus cosillas…

Flock, para el que no lo siga, es un navegador (con motor Gecko, el que da vida a Firefox, por ejemplo, y de hecho se identifica como Mozilla 1.8, cuando se le pregunta) que presume de estar preparado para la vida moderna (en términos de web 2.0 y ‘social software’).

Probablemente lo más innovador sea la integración con RSS. Cuando accedemos con Flock a una página con ‘feed’ y que lo anuncie correctamente (en el código, desde luego), la barra de direcciones nos lo avisa:

La barra de direcciones de Flock al visitar Otro blog más

Si hacemos click en el botoncito naranja, el navegador baja el ‘feed’ y nos lo muestra con un aspecto bastante navegable:

Flock accediendo al feed Atom de Otro blog más

La cosa es interesante, pero ahora mismo, la verdad, se queda en novedad y no más. Si le dan un par de vueltas de tuerca más al asunto, igual consiguen un resultado innovador, pero yo, de momento, voy a seguir pensando que el futuro de los lectores de ‘feeds’ no pasa por clientes locales (por muy integrados que estén con la aplicación que sea) sino por aplicaciones basadas en la web (ya sea aplicaciones web directamente o que usen la API de un servicio web como Bloglines). Pero no sería precisamente la primera vez que me equivoco.

Más características… Pues la cosa se integra, de momento, bastante bien con Flickr y del.icio.us. En las preferencias hay una pestaña ‘servicios web’ con un botón que en el futuro debería permitir agregar más aplicaciones web, pero ahora mismo el botón está desactivado. Si con la versión 1.0 (o idealmente, con la primera beta pública) consiguen un método sencillo de integrar más aplicaciones web a través de la correspondiente API, y se forma una mínima comunidad dispuesta a desarrollar por ahí, esto sí podría ser verdaderamente útil.

Las otras dos características interesantes son la inclusión de un cliente para ‘blogging’ y búsqueda en el historial. El cliente de ‘blogging’ parece prometedor, pero como pasa con cierta frecuencia con las aplicaciones anglosajonas, no es demasiado consciente de que existen diferentes juegos de carácteres en el mundo, y que el Iso Latin 1 es perfectamente válido, lo que hace que pierda bastante la gracia. Y la búsqueda en el historial necesitaría que hubiese pasado más tiempo navegando con el juguete nuevo, o sea que, con un poco de suerte, ya contaré en unos días…

Como además se trata de una beta, de momento los plug-ins y extensiones para Firefox no tienen porqué funcionar demasiado bien, y quedan algunas cosillas más por pulir (lo cual es perfectamente lógico, desde luego).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.