Explotación de la propiedad intelectual

Supongo que aburro con el tema, pero es que me saca de quicio…

La historia: en 1987 Wen-hsiung y Daniel J. Klenke, de la compañía Compression Labs, Inc., solicitan una patente sobre un método para procesar señales para eliminar información redundante, haciendo las señales más adecuadas a su transferencia en un medio de banda de ancha limitado. La oficina estadounidense de patentes la concede, con número 4,698,672. En 1997 Compression Labs, Inc. es comprada por una compañía con un importante portafolio de patentes, Forgent, que después de una auditoría decide que la patente es aplicable al proceso de compresión JPEG, y a partir de 2001 decide litigar para cobrar por el uso de la compresión JPEG. Desde el enlace se llega con facilidad a la información que publica la compañía sobre sus litigios al respecto… Desde entonces, por ejemplo, diversos fabricantes de software y electrónica le han pagado a Forgent 105 millones de dólares. Ahí es nada. Lo de patente debe venir de ‘patente de corso’, sí…

Lo cuentan en CNet, sobre todo porque un grupo llamado Public Patent Foundation (PubPat) ha solicitado la revisión de la patente. A ver qué pasa…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.