Un eco de la ‘sentencia Merodeando’

(Para los que no sepan de qué va el título, más información.)

¿Qué pasa cuando un juez lanza una sentencia que obliga a todo blogger a hacer de policía de los comentarios de su blog? Pues que todas las entradas bendecidas con una buena posición en las páginas de resultados de los buscadores son susceptibles de escrutinio y, si los comentarios no gustan, puede caer carta del bufete de abogados de turno exigiendo la retirada de los comentarios y amenazando con una denuncia en el caso de no hacerlo. Es el caso de *gonzolog, que explica en su última entrada como a Vocento Mediatrader no le gustaban los comentarios de una entrada sobre una oferta de trabajo que publicaron hace ya mucho tiempo (los interesados pueden encontrar tanto la entrada como los comentarios en la caché de Google y comprobar que tampoco era para tanto la cosa…).

En fin. Que uno entiende que los abogados tengan que ganarse el pan, sí, pero que la cosa me parece una tremenda exageración, por no entrar en lecturas más profundas, que el tema me provoca dolor de estómago…

Deja un comentario