Unos cuantos de medios y propiedad intelectual

Parece que se acumulan noticias sobre el tema…

Para empezar tenemos a Viacom, la compañía matriz de la MTV y Comedy Central. Parece ser que además de pegarse con YouTube, también van a hacer algo por el usuario de a pie. Cuenta Reuters que están estudiando publicarse ellos mismos sus vídeos, permitiendo que cualquier internauta los republique en su blog, como si de algo colgado en YouTube se tratase. A ver si es verdad, ellos rentabilizan todo el material de archivo y nosotros podemos disfrutar de él sin demasiadas cortapisas…

De segundo, YouTube, que ha obtenido los derechos de unos cuantos programas de televisión antiguos, como I Spy, propiedad de Digital Music Group Inc. Parece ser, además, que también han licenciado su catálogo musical (unos 40,000 discos) para que cualquiera que suba contenido a YouTube pueda usarlo de fondo musical. También vía Reuters.

Los terceros de la lista son MySpace, que según TechCruch implementa tecnología de filtrado para intentar impedir que se publique en su espacio material protegido por los derechos de autor. La verdad es que, si no se abusa de tales medidas, es un paso necesario para la normalización de los sitios de publicación de vídeo en la red. Si la noticia viene acompañada de iniciativas como la de Viacom, no deja de ser comprensible que los propietarios de los derechos, que se dejan una pasta en la producción de contenidos, sean beneficiarios de su uso…

Finalmente, la mala noticia de la jornada la da Microsoft (en este caso el mensajero es CNet) que no contento con tener dos sistemas DRM incompatibles en el mercado, ha decidido lanzar otro: PlayReady, esta vez diseñado especialmente para [fastidiar a los usuarios de] dispositivos móviles… En fin. No perdamos la fe, que igual un día de estos recapacitan.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.