Disculpen las molestias…

Parece ser que ha habido algún problemilla con el canal RSS de otro blog más y que hace unos días que este no se actualizaba. A falta de mejor explicación, le voy a echar la culpa a Feedburner (un ping ha bastado para solventar el problema: no es la prueba definitiva pero me permite mantener la conciencia tranquila, que no es poco). No sufran, que los que nos siguen exsclusivamente a través del RSS tampoco se han perdido gran cosa, como podrán comprobar. En cualquier caso, disculpen las molestias y, toquemos madera, en breve retomamos la programación habitual.

3 opiniones en “Disculpen las molestias…”

  1. Yo atribuía las 4 entradas que han aparecido de golpe a tu retorno al curro: a más curro, más procrastinación, más postear. Elemental.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *