Android, ¿dónde están los “thin’n light”?

Cosas que se pregunta uno a veces… Solía ser que todos los ordenadores eran iguales y la variedad estaba en los móviles, en los que todos los fabricantes innovaban en formatos… Sin embargo, de un tiempo a esta parte, hay ordenadores de todas las formas y formatos posibles, mientras que los móviles de gama media-alta cada vez son más uniformes: nómbrenme al fabricante que no vende como “buque insignia” un móvil de alrededor de 5 pulgadas, de resolución “full HD” y con un procesador “quad core”… No seré yo el que se queje de la diversidad de móviles grandes del mercado (se reían de mí y de mi “descomunal” Dell Streak, a principios de 2011…), pero ahora resulta que si quieres un móvil pequeño pero no quieres renunciar a un mínimo de características… va a ser que no: los formatos pequeños han quedado asociados a las gamas rematadamente bajas y no hay en el mercado (o yo no he sabido encontrar, claro) móviles de 3,5″ que lleguen a resoluciones de 800×480, con un procesador “dual core” de 1,2 gigahercios y menos de un centímetro de grosor, cuando está clarísimo que todos los fabricantes están capacitadísimos para fabricar algo así sin más problemas. Digo yo que el péndulo se inclinará hacia el otro lado en algún momento y el mercado quedará inundado, pero me da a mí que el primer fabricante que se lance va a vender 10 o 15 millones de unidades sin apenas esfuerzo.

(Y no, no voy a volver a mi campaña por los móviles qwerty, que esa es una batalla que ya doy por perdida.)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *