Más cerca de las interfaces gestuales

Es una de las manías de la casa: las características técnicas de un ordenador de hoy no se parecen en nada a las que tenía hace 15 años… pero seguimos interactuando con él de la misma forma: el mismo teclado, el mismo ratón (o el mismo touchpad, por muy multitouch que sea). Y una de las cosas que “nos llama” son las webcams y el reconocimiento facial (y gestual).

Mi ordenador debería ser más que suficientemente potente como para [en condiciones de luz suficiente] reconocerme, saber si llevo las gafas puestas, si me he afeitado, si sonrío, si saco la lengua o si estoy mirando a la pantalla de la derecha o de la izquierda [y, si me apuras, a qué punto de esa pantalla estoy mirando]. Y, también, desde luego [con un objetivo de ojo de pez, vale], para saber dónde tengo los brazos y las manos y qué gestos estoy haciendo. Y eso, más el reconocimiento de voz (asistido por la lectura de labios) debería servirme, hoy, para interactuar con el ordenador. Y no lo hace. Pero estamos un poco más cerca: si Sony puede empaquetar bastantes cosas con respecto a las caras en un SDK para la Playstation 3, igual algún día sí tiene sentido comprarse una buena webcam para el ordenador. Crucemos los dedos…

Vía Engadget.

Más catálogo MediaMarkt (segunda edición foto digital)

LA última vez que nos fijamos en un catálogo MediaMarkt centrado en fotografía fue hace cosa de nueve meses… y lo que han avanzado las cosas desde entonces, oiga. Supongo que ahora toca vaciar catálogo como corresponde a la cercanía en el tiempo del PMA…

Observen lo que el dinero puede comprar:

  • Para los interesados en compactas de gama media/alta, una Sony Cybershot DSC H10 (en DPReview) por 239 euros y la Panasonic Lumix DMC-TZ 7 EG-S (en PhotographyBLOG) por 399
  • Pasando a las réflex, en portada, una Nikon D80 (en DPReview) con un objetivo 18-105VR (luminosidad por especificar, como corresponde a la atenció habitual de quien elabora el dichoso papelote) por 599 euros
  • Y en las páginas interiores, comenzando por lo menos caro, una Nikon D40 (en DPReview)con un Nikkor 18-55 (3.5-5.6, si es el que ponen en la foto), por 329
  • Una Olympus E-420 (en DPReview) con un 14-42 (3.5-5.6, parece) por 399
  • Una Pentax K-M (en Photography Blog) con un Pentax 18-55 (diría que 3.5-6.6) más un Sigma 70-300 del que no dicen nada más, por 489
  • Una Sony α300 (en Let’s Go Digital) con un 18-70 (¿3.5-5.6?) y un 55-200 (¿4-5.6?) por 549
  • Una Olympus E-520 (en DPReview) más un 14-42 (¿3.5-5.6?) y un 40-150 (¿4-5.6?) por 699
  • Y, finalmente, para los que les guste cuidarse, una Nikon D90 (en DPReview) con un 18-200VR (de nuevo, sin especificar por ningún lado, consulten antes de comprar) por 1499 (si nos contentamos con un 18-105VR, lo dejan en 1099)

Casi ná. (Ojo: si no me equivoco, todos los objetivos hay que multiplicarlos por el correspondiente factor de multiplicación, que andará cerca del 1.5 en la mayoría de casos.)

Sony Vaio P, el netbook de lujo

Foto del Sony Vaio P
¿Netbook o ultraportátil de gama alta?

Es tiempo de CES. Y por mucha crisis que haya, eso significa novedades en el mundillo de la electrónica. Y de las que han salido hasta ahora la que más llama la atención es el Vaio P de Sony. Porque llevaba tiempo rumoreándose que Sony iba a sacar algo interesante, Y lo es…

Comencemos por el físico (que es importante). Peso: 1.5 libras (o 680 gramos) con batería de cuatro celdas (que se supone que da “hasta cuatro horas”), más que correcto. Pantalla: 8 pulgadas, tasa de aspecto 2.08:1 y resolución imposible de 1600×768. Impresionante. Y la novedad que más de uno se cuestionaba cuándo iba a llegar a los netbooks: sin touchpad, con trackpoint. Conozco a algún fan del trackpoint, o sea que igual funciona y todo…

La configuración básica trae dos gigas de RAM, procesador Intel no especificado (1.33GHz y medio mega de caché L2, o sea que podría ser un Atom Z520, que es un Atom para UMPCs…), 60 gigas de disco, GPS y WiFi, conexión móvil y Bluetooth, sale por 900 dólares antes de impuestos. Si uno quiere tirar la casa por la ventana, por 1,200 el disco muta a un SSD de 64 gigas (y el peso baja hasta los 635 gramos), que crece hasta los 128 gigas si uno se quiere dejar hasta 1,500 dólares (unos 1,100 euros al cambio actual que, sin duda, se irán hasta los 1,300 o 1,400 cuando salga por aquí), a los que habría que añadir los 130 dólares de la batería de 8 celdas (y peso no especificado), para los que nos obsesionamos con la vida de la batería…

En la página USA del producto encontraréis más detalles…

El problema, desde luego, que es ‘Vista only’. Igual cuando salga Windows 7…

29 años de walkman

Corría el uno de julio de 1979 cuando salió al mercado el primer walkman al mercado. La marca walkman sobrevive de la mano de Sony, pero hace ya mucho, muchísimo tiempo que la cinta de casete dejó de ser un formato viable para la comercialización de música (en 2001 ya representaba menos del 5% del mercado), aunque se siguen fabricando. Peor que los casetes está el CD, eso sí, que nació en 1982, casi dos décadas más tarde que la casete, y al que todo parece indicar que le quedan dos telediarios…

Más catálogo Mediamarkt (edición foto digital)

Hací­a mucho, muchísimo tiempo (¡casi dos años!) que no hacía yo una entrada sobre los catálogos de Mediamarkt (y mira que llegaron a darle visitas a este blog, en su momento…), pero es que hacía mucho tiempo que no me sorprendían lo más mínimo (y al fin y al cabo aquí escribo porque me gusta, y no exclusivamente para atraer visitas).

Hasta hoy, claro. Y es que finalmente, podemos declarar la muerte de la réflex de película para el consumidor. Una Nikon D40 con un 18-55 (que es efectivamente un 27-82) y tarjeta de 2 gigas… ¡por 333 euros! Podría argumentar uno que es “solo” una 6 megapíxels (más que suficientes para revelar a 40×30, no conozco yo a mucha gente que se vaya por encima de eso) y que el objetivo solo llega a a F3.5. Pero es que en el interior nos encontramos una Sony α200 (esto es, 10 megapíxels) con un 18-70 (27-105) F3.5 y tarjeta de 2 gigas por 480 euros.

Y en las gamas medio altas las cosas no pintan nada mal. Por 790 euros, una Canon EOS 450D, con la sorpresa de que al más menos habitual EF S 18-55 IS (efectivamente, 29-88) le acompaña un 50 milímetros F1.8… Por 1200 euros tienen una Nikon D80 con un 18-200 y por 1250 euros se puede llevar uno a casa una Canon EOS 40D con un 17-85 (27-136) F3.5…

Y por primera vez (que yo recuerde, al menos) en un catálogo de Mediamarkt la página de réflex viene puntuada por una plétora de accesorios (flashes, trípodes, bolsas) y ópticas nada desdeñable…