Los grandes éxitos no existen

Excelente experimento el que se han marcado con What’s happened in the last hour? en last.fm:

Captura de pantalla que muestra las canciones más reproducidas en la última hora en last.fm. Más de un millón cuatrocientas mil canciones en total. El 'top fifteen' va de las 877 reproducciones de la más reproducida (Radioactive de Imagine Dragons) a las 404 de la número 15 (Retrograde de James Blake)
Ojo a los números…

Primero, porque demuestra la barbaridad de información que gestiona last: 400 scrobbles por segundo, que representarían (con unos conservadores 3 minutos por canción como estimación) 8 años y cuarto de música escuchados por los usuarios de last conectados en una hora. Ahí es nada. Y poner toda esa información a libre disposición pública es (last pertenece a la CBS) digno de elogio, como mínimo.

Segundo, porque deja bien claro que de música no tengo ni idea… ¿Imagine Dragons? (Tienen disco nuevo, parece.) ¿¡U-KISS!? (En mi descargo, el k-pop nunca fue lo mío.)

Pero, sobre todo, porque desmonta el mito de que los grandes éxitos planetarios existen: las dos canciones que acumulan Imagine Dragons representan un 0.094% de las canciones que hemos oído los usuarios de last en la última hora. Todo el ‘top 15’ junto representa un patético 0.61%… Aparta, long tail, que ha llegado last… (por cierto, que la lista la lidere el k-pop teniendo en cuenta que la captura se hizo cuando en Corea había pasado la media noche hacía un buen rato dice lo suyo, sobre el k-pop, sobre la audiencia de last y sobre el mundo en general…)

En cualquier caso, por favor, dejemos de creernos los Grammys, las listas de Billboard y demás presuntas listas de éxitos. Los grandes éxitos, de verdad, no existen. Al menos en cuanto a canciones, eso sí, porque la lista de bandas cuenta una historia ligeramente diferente:

Del 1 al 20, Nirvana, 5601 reproducciones; Radiohead, 4745; Lana Del Rey, 4536; Muse, 4238; Rihanna, 4088; SHINee, 3916; Foals, 3907; Mumford & Sons, 3886; The Beatles, 3878; Coldplay, 3660; Linkin Park, 3635; Pink Floyd, 3539; Imagine Dragons, 3466; The Black Keys, 3441; The xx, 3436; Arctic Monkeys, 3212; Metallica, 3087; Red Hot Chili Peppers, 2997; Florence + The Machine, 2756; The Strokes, 2603
Esta captura, además, era, un rato más tarde, sobre alguna canción menos…

Diferente, pero no tan diferente: Nirvana, con docenas de canciones, viene a suponer el 0.4% de la lista. Más impresionante es lo de Lana del Rey, compitiendo con gigantes (quizá sería mejor comenzar a entrecomillar, “gigantes”) con una carrera bien corta a sus espaldas, la verdad…

Ahora falta que alguien visualice veinticuatro de last…

Nuestro Top 40 del 2009

Parece que se acaba el año (yo sigo buscando desesperadamente mis meses de octubre y noviembre: si alguien los ha visto, que avise) y toca hacer las listas de costumbre de fin de año (también cerramos década, pero con eso no me voy a atrever).

De la mía, poco que decir:

La lista la encabezan The Go! Team, Mogwai, The Rolling Stones, Calexico y Ratatat
Pocas cosas '2009'...

Al fin y al cabo, la mantiene last.fm desde hace unos cuantos años… Pero este año voy a destacar la nuestra, la del medio millón de usuarios que tiene el servicio: Last.fm’s Best of 2009. Me quedo con ella porque creo que destaca muchos de los aspectos que hacen que me gusten tanto tanto last como la filosofía de la web 2.0: efecto red, filosofía abierta, ‘data inside’, personalización…

La página de Laroux en el Top 40 indica que comenzó a 'pegar' entre el invierno y la primavera pasados, que 'lo rompió' a principios de verano y que se mantiene desde entonces. También indica que yo no llegué muy tarde y comencé a escucharla relativamente pronto
Por una vez, no llegué muy tarde...

Y es que juntar la agregación de todos los datos con la de tus datos hace que todo ‘top 40’ se conviera en tu ‘top 40’. Y eso… mola (incluso cuando te recuerdan que sí, que has oído una de Kelly Clarkson en el último año).

Ahora mismo aún falta publicar la parte de la lista que va del 10 al 1 (imagino que lo harán esta tarde y me pillarán en un avión, esloquetiene…), pero no dejéis de visitar el Last.fm’s Best of 2009.

(Para los interesados en “listas de la década”, la opción ‘generalista’ sería The Noughtie List: the 2000s in Review y la ‘musical’ Best of the Decade (2000-2009) Online Music Lists

¿Es Spotify la ‘killer app’ de Android?

Si buscas ‘killer app’ en este blog san Google te devuelve la entrada MobileScrobbler, “killer app” para el iPhone, sobre la impresionante aplicación ‘pirata’ de last.fm para el iPhone. Tristemente, entre los términos de servicio de Apple y el cierre de la radio gratuita de last.fm, a poco ha llegado aquella presunta ‘killer app’. Cambiamos esta vez de plataforma móvil (hacia Android) y de servicio online musical (a Spotify) y la cosa sigue oliendo a ‘killer app’, aún estando tan solo en fase de prototipo. Más aún que MobileScrobbler, si cabe, porque, además, han tenido en cuenta un par de aspectos extra:

  1. Han resuelto el problema de la conectividad discontinua: la aplicación permite ‘sincronizar’ listas de reproducción al dispositivo móvil: parece que limitados solo por la capacidad de almacenamiento (y con la inevitable criptografía ‘antipiratería’ de por medio), podemos guardar en el móvil las playlists que deseemos para escucharlas cuándo y dónde deseemos, independientemente de las tarifas y anchos de banda 3G o de la imposibilidad de conectarse: la música móvil ha llegado a trenes, metros y aviones.
  2. Tienen un modelo de negocio claro. Spotify cobra diez euros al mes por su ‘música sin interrupciones’. Un precio difícil de justificar frente, por ejemplo, a los 4 euros de yes.fm… Pero añádanle el servicio móvil (del que yes también dispone, pero capado por las condiciones de Apple y sin la sincronización de listas, si no me equivoco) y la cosa se justifica sola (4 euros menos de yes.fm, 7 euros menos de Pixbox… si me apuran, puedo estirarme hasta los quince, por la comodidad añadida).

No está claro que la cosa llegue a buen puerto (se trata solo de un prototipo, y no está nada claro que esto le vaya gustar a la patronal del disco, por mucho que sea maná del cielo) pero si lo hace, va a haber que tachar tanto el N97 como el Pre de la lista de los reyes y comenzar a rezar para que a Android le salga hardware decente ya (que iría tocando, oiga).

Se acabó la música gratis en Last.fm

…a no ser que tenga uno la suerte de vivir en el Reino Unido, Estados Unidos o Alemania (que son sus tres mercados ‘grandes’). El ‘scrobbling‘ y demás servicios de last.fm, eso sí, seguirán ‘en abierto’. El precio de la suscripción, además, será de 3 euros, y no los 2.50 actuales (espero que sigan ofreciendo descuentos por suscripciones de un año, pero no lo especifican en el blog-anuncio), por los mismos servicios que prestaban hasta ahora (acceso a tu emisora de favoritos, por ejemplo, aunque nada de “on demand ‘de verdad'”).

Servidor seguirá siendo usuario del scrobbling hasta que le echen a patadas (todos esos datos no se pueden tirar a la basura), pero lo de los tres eurillos va a tener que pensárselo… y es que de momento van 7 al mes para Pixbox (y su modelo de alquiler tarifa plana con DRM), 15 para eMusic (modelo venta rollo Círculo de Lectores, en MP3 y, por tanto, sin DRM) y 4 para yes.fm (que va por la radio musical en la web bajo demanda, modelo freemium), más el gratuito de Spotify (financiado con publicidad, también cuenta con modelo freemium, con una suscripción de 10 euros mensuales o un euro diario). Si a esto le añadimos compras esporádicas en 7digital y Amie Street, casi me voy a alegrar de mi decisión de no saltarme las puertas de Pandora, no sea que sea yo el último imbécil que se dedique a financiar a las discográficas (nótese que he dicho discográficas y no artistas: es muy diferente).

Todo esto, desde luego, teniendo en cuenta además, que el catálogo musical en línea, aunque creciente, es muy probable que nunca sea completo ‘legalmente’ (para más información, véase Sobre las cosas abandonadas, de Kiko Fuentes en el blog de yes.fm y sigan leyendo por su etiqueta ‘back catalogue’)…

Reflexión uno: a ver si me montan un híbrido yes+last+spotify (mucho catálogo de aquí, información semántica, clientes móvil-escritorio-web, radios personalizadas y reproducción ‘on demand’, de salida) y me consolidan un poco la oferta.

Reflexión dos: todo esto, desde luego, porque la industria está haciendo todo lo posible por ahogar las alternativas legales (¿porque está interesada en sacar su propio modelo a medio plazo y en monopolio se vive mejor?).

Mobbler: last.fm en tu móvil Symbian

Captura de pantalla. Mobbler conectado a mi emisora de radio de last.fm
Last.fm en el móvil

Llevaba servidor meses lamentando la ausencia de un cliente decente de last.fm para mi Nokia N95… y resulta que hace meses que existe. Se llama mobbler y está disponible para móviles S60 ediciones 3rd y 5th (esto es, la inmensa mayoría de las series N y E de Nokia, entre otros).

Nota: obviamente, la aplicación consume ancho de banda a un ritmo que la hace poco recomendable sin WiFi, a no ser que se disponga de una tarifa verdaderamente plana.

Vía.