Un par de episodios de podcast

Servidor es un intenso oyente de podcasts, y dos de los que más está disfrutando últimamente (ambos descubiertos durante la pandemia) son Command Line Heroes y el Internet History Podcast. Para los interesados en la culturilla de la informática e internet, muy recomendables.

Internet History Podcast es un «monstruo» de doscientos episodios (me faltan unos cincuenta para acabar la cole (dejaremos como ejercicio para el lector calcular una cota inferior para el ritmo al que voy)) que se publicaron desde 2014 a 2019, con entrevistas a personajes relevantes de la historia de internet y la web, sobre todo, aunque también se «cuelan» algunos otros temas que, aunque algo alejados del título del podcast, no dejan de tener su interés. Se trata de entrevistas de una profundidad considerable: un episodio típico dura algo más de una hora y el presentador, Brian McCullough, hace los deberes a conciencia antes de cada entrevista (de hecho, el proyecto culminó con la edición de un libro, How The Internet Happened, que me tengo que comprar (y leer) un día de estos. Los episodios memorables son numerosos. Se habla con algunos de los fundadores y primeros ingenieros de los primeros servicios en línea, de Mosaic, Netscape, Real Networks, o Internet Explorer, con los creadores de algunos de los primeros motores de búsqueda y servidores de anuncios, con testigos de las primeras iniciativas de medios que se lanzaron a la web, de gigantes como Time o AOL (y de la fusión de ambas), de los inicios del comercio electrónico, de la música en la red (con entrevistas con el «papá» del «emepetrés» y con el desarrollador del mítico WinAmp)… No os deberíais perder la historia de «el hombre que pudo ser Bill Gates» (el creador de CP/M), tampoco, y no pararía, pero lo que me ha llevado a esta entrada es la entrevista con Don Melton, que es el primer desarrollador que contrató Apple para poner en marcha Safari. Es como escuchar una entrevista con un secundario de Halt and Catch Fire (sobre la que escribí con Cristina Fort en el blog del trabajo) y, si os interesa lo más mínimo la historia de la web, vale mucho la pena:

(Otro episodio absolutamente Halt and Catch Fire es la entrevista con Rod Canion, de Compaq… la empresa que inspiró la primera temporada de la serie.)

Command Line Heroes es mucho más pequeño (arrancó en 2018 y está a punto de llegar a los cincuenta episodios). Se trata de un formato con mucha más producción, con episodios de media horita que repasan diferentes temas que, además van variando temporada a temporada. Comenzaron con las guerras de los sistemas operativos, después llegaron unos cuantos episodios que confieso que no me llamaron mucho, pero después recuperaron mi atención con una temporada dedicada a diferentes lenguajes de programación y ahora estoy en plena cuarta temporada, dedicada a la evolución de los ordenadores, desde los mainframes a las consolas y los móviles. Y me gustaría destacar el último episodio que he escuchado, dedicado a los miniordenadores (que, si no tenéis una cierta edad, seguramente no sean lo que os podría venir a la cabeza al escuchar la palabra) y que, inevitablemente, enlaza con el libro The Soul of a New Machine, sobre la creación del primer «mini» de treinta y dos bits de Data General, allá por 1981. Me temo que no he encontrado una versión incrustable, o sea que lo podréis escuchar aquí.


Ah, y no me podía ir sin mi cuña publicitaria ^_^.

Tres cosas que no entiendo por qué no hace Spotify

«Liner notes»

Foto de la contraportada de un LP. Incluye información de las canciones, como sus creadores y los productores
La maravillosa foto de la contraportada del Let’s Get It On de Marvin Gaye

Vale que el porcentaje de gente que se miraría la información que incluyen con frecuencia CDs y LPs es muy pequeño, seguro, pero dado el coste que iba a suponer (habilitar el espacio y dar permiso a discográficas y artistas para subir imágenes y/o textos)… Y para los que nos leemos estas cosas iba a suponer un factor diferencial importante.

Anotaciones para canciones, discos y «playlists»

Seré el único con memoria de pez, pero a mí me gustaría poder tener notas asociadas a canciones, discos y playlists. Idealmente, poderle poner notas (privadas y/o públicas) tanto a una canción, a una canción dentro de un determinado disco o playlist y a los propios discos y playlists.

Y no solo es para los memoria de pez: si las playlists son, como dice la propia Spotify, uno de los mecanismos principales para fidelizar al personal, unas playlists más cuidadas deberían funcionar aún mejor…

«Radio musical»

Playlists anotadas plus plus plus…

Si la playlist original se llama «programa de radio» y hoy en día cada vez consumimos más esos programas de radio en forma de podcast y Spotify apuesta fuerte muy fuerte por el podcast como medio, hasta el punto de invertir en empresas de creación y producción… ¿por qué no dejarme locutar lo que se me pase por la cabeza entre canción y canción y ofrecer ese producto como podcast? A los artistas les gusta poco el escaso royalty que paga Spotify (y Apple Music y Amazon y…), pero este es, por oyente, mejor que el que paga la FM, seguro.

Bonus points:

  • los programas de radio han sido siempre un medio ideal para colocar publicidad (a poder ser solo para los clientes no-premium de Spotify, aunque probablemente esto sea demasiado pedir :-S), y
  • permitiría hasta un modelo de retribución para esos potenciales locutores…

En fin. Cosas que se me ocurren por el exceso de calor…

Otro ereader más..

Arriba un Energy Sistem eReader Pro. Abajo el Kindle, que hace tiempo que no pongo a cargar…

Pues sí. No creo que hay ninguna característica en la que el Energy Sistem Pro+ sea mejor que el Kindle Paperwhite que, además, ahora mismo es algo más barato (aún sin las ofertas especiales de Amazon; ambos son enlaces patrocinados, por cierto: si os compraseis uno de los cacharros siguiendo el enlace me llevaría una pequeña comisión). Y, sin embargo, el Kindle hace tiempo que está absolutamente descargado y en desuso. ¿Por qué?

El Kindle es un cacharro espectacular para hacer lo que hace, pero…

  • En primer lugar, te ata al ecosistema de Amazon. Lo que no es terrible porque, al fin y al cabo, la tienda de Amazon es la que más uso para comprar libros en formato electrónico, por un lado y, por el otro, saltarse ese límite no es tan complicado, si sabes cómo.
  • En segundo lugar, y esto es bastante más importante, al menos para mí, el eReader Pro es Android.

¿Y qué significa que sea Android?

  • En primer lugar, es una desventaja: Energy Sistem (y Boyue, que es quien realmente fabrica el Boyue T62 que la compañía española personaliza ligeramente y distribuye como eReader Pro) no tiene la capacidad de convertir un sistema operativo que no se hizo pensando en la tinta electrónica en un rival a la altura de Amazon, que naturalmente tiene muchos más recursos y, además, tiene una tarea mucho más fácil: una única función. Y se nota. Bastante.
  • Pero después, tiene la ventaja de poder correr aplicaciones. Como Pocket. O Instapaper. ¿He dicho ya que me permite usar Pocket? (Si no conocéis Pocket o Instapaper, ya tardáis en explorar el tema.) Que sí, que hay alternativas para «usar» (me faltan las comillas) Pocket en el Kindle (véase) pero son todas un parche. Y nada más que un parche. Algún día alguien me va a explicar porque los Kindles no vienen con soporte nativo para Pocket e Instapaper (es Amazon: no es que no se les haya ocurrido). Porque si bien entiendo perfectamente que un dispositivo para leer sirva exclusivamente para leer, que sólo sirva para leer libros, y no la ingente cantidad de contenido de calidad que se publica a diario en la web, me parece un error de gran calibre.

Y una vez defendido el eReader Pro por encima del Kindle… ¿cuáles son los grandes problemas del cacharrito que pondrían de los nervios a quien sea (o como mínimo a mí)?

  • El primer problema es que la interfaz que le pone Boyue/Energy Sistema al cacharro es, por decirlo finamente, extremadamente espartana…
  • …y, además, le pone al dispositivo una barra de menús permanente que le quita toda la gracia a los botones físicos de avance de página que tiene el cacharro, porque cada vez que saltamos una página en cualquier aplicación, esta no se da cuenta de esa barra, salta demasiado y se come una línea de texto. Y esto nos obliga a retroceder una línea de texto. Cada. Puñetero. Salto. De página. O a hacer scroll «a mano», cosa que no es lo más recomendable en un dispositivo de tinta electrónica.

Y la cosa… ¿tiene arreglo? Pues, perfecto no, pero… bastante. El «secreto» está contenido en esta página de «tricks & hacks». El proceso es relativamente sencillo:

  1. Nos vamos a la configuración del dispositivo y en la configuración de usuario le decimos que use (o no) los controles de volumen para pasar páginas (esto hará que los botones físicos para avanzar y retroceder página funcionen, dependiendo de aplicaciones).
  2. «Rooteamos» el dispositivo (ver guía). Esto nos permitirá instalarle un lanzador de aplicaciones decente al cacharro (yo soy muy fan de Nova, pero va a gustos) pero, sobre todo…
  3. Instalar full!screen, el programa que nos permitirá «comernos» la barra fija del cacharro y, por tanto, pasar páginas con los botones sin sufrir un ataque de nervios.
  4. La combinación de lanzador de aplicaciones y full!screen tiene un efecto secundario: perdemos un acceso claro a la configuración de la iluminación de la pantalla o a activar o desactivar la WiFi del dispositivo, por ejemplo. Para solucionarlo, arrastraremos a la primera pantalla del lanzador el programa «screenlight» y el «widget» con la configuración de la WiFi. Mientras estemos en ello, también el widget de full!screen, por si necesitáramos por algún motivo recuperar la barra fija.

Y… voila. Un lector electrónico sin las limitaciones del Kindle y con bastantes menos problemas que la configuración inicial del eReader Pro. ¡Que aproveche!

Los tuits de la semana 2.11

(Edición 3×2: seguimos sin publicar por aquí al ritmo que querríamos… :-S Si sirve de excusa, la «semana» incluyó 6 días de viaje de trabajo.)

Ha sido la semana del What is Code

(y a lo mejor he estado un poco pesado, pero de verdad que vale la pena…)

el ‘simulador de java’ del megaartículo sobre programación y relacionados de businessweek es *lo más grande* http://www.bloomberg.com/graphics/2015-paul-ford-what-is-code/

el artículo (las 38,000 palabras) entero tiene *muy buena pinta* http://www.bloomberg.com/graphics/2015-paul-ford-what-is-code/

…y el hecho de que esté en businessweek es extremadamente significativo http://www.bloomberg.com/graphics/2015-paul-ford-what-is-code/

What is ‘What Is Code?’ http://motherboard.vice.com/read/what-is-what-is-code

RT ‏@chavalina Uno como el What is code? de Bloomberg pero de diseño http://www.bloomberg.com/graphics/2015-paul-ford-what-is-code/ … imposible? No se puede tratar igual, claro, pero… #whynot

Los de desarrollo web

ECMAScript 2015 Has Been Approved http://www.infoq.com/news/2015/06/ecmascript-2015-es6

Dynamics.js. JavaScript library to create physics-based CSS animations http://dynamicsjs.com/

navegadores y accesibilidad HTML5 #tldr: Chrome & Opera > Firefox >> Safari >> Explorer, de Edge no sabemos nada aún http://html5accessibility.com

The Accessibility Cheatsheet http://bitsofco.de/2015/the-accessibility-cheatsheet/

A11y Command-line Tools. Web accessibility audits powered by the Chrome logo Chrome Accessibility Developer Tools https://addyosmani.github.io/a11y/

RT ‏@mozilla Take control online. Mozilla’s Private Eye activity shows who’s tracking you online — & teaches how to fight back: http://mzl.la/1BMsmyt

Frontend Architecture on big and small sites, by @tonipinel http://mosaic.uoc.edu/2015/06/09/webcat-frontend-architecture-on-big-and-small-sites/

Parece que comenzamos a entrar en razón con la necesidad de dominar HTML y CSS para hacer diseño web. Se anuncia herramienta nueva:

Macaw anuncia Scarlet, un “Live Design Environment”. habrá que estar atentos… http://scarlet.macaw.co

y…

Cacharritos

eReader 13.3″ 1200×1600 android capacitativo+stylus android 4.0.4 #want http://blog.the-ebook-reader.com/2015/06/16/vid

el efecto wow de la última demo de hololenses+minecraft se les ha ido al 11… http://boingboing.net/2015/06/15/watch-minecraft-become-hologra.html

#legacyoverload An ’80s-era Amiga controls the heating for an entire school district http://www.engadget.com/2015/06/14/amiga-controls-school-district-hvac/

…y para cerrar…

Un poquito de historia,

RT ‏@UOCeimt La historia de las BBS: Internet antes de Internet http://j.mp/1L6B5ns

RT ‏@UOCeimt Dona Bailey, la mujer que programó el mítico Centipede para Atari http://j.mp/1Ifyvbh

…y un poquito de geografía:

40 años no son nada…

Imperdible el anuncio del IBM 5100, el primer «portátil» (me faltan las comillas) de la historia. Una visita a la Wikipedia revela que el bicho está a punto de cumplir cuarenta años (la efeméride tendrá lugar en septiembre (en este blog somos unos adelantados a nuestro tiempo) y sí, el anuncio es de 1977: en estos últimos 40 años los ciclos de producto se han acelerado un poquito). En aquel momento 8975 dólares (actualizando, 35.000 eurillos de ná, poco más o menos) te compraban una sílfide de apenas 24 kilos de peso con 16 kilobytes de RAM y capaz de correr cualquier programa en BASIC. Doblar la inversión te permitía irte a unos inacabables 64 kilobytes de RAM (Gates era de una osadía brutal cuando dijo (o no) que con 640 kilobytes de RAM tendríamos más que suficiente…) y la capacidad de ejecutar también programas en APL. A nadie se le había ni siquiera pasado por la cabeza que un ordenador pudiese funcionar ni un segundo sin estar enchufado a la corriente, desde luego.

Pues eso. Que 40 años no son nada.

Fuente