Un eco de la ‘sentencia Merodeando’

(Para los que no sepan de qué va el título, más información.)

¿Qué pasa cuando un juez lanza una sentencia que obliga a todo blogger a hacer de policía de los comentarios de su blog? Pues que todas las entradas bendecidas con una buena posición en las páginas de resultados de los buscadores son susceptibles de escrutinio y, si los comentarios no gustan, puede caer carta del bufete de abogados de turno exigiendo la retirada de los comentarios y amenazando con una denuncia en el caso de no hacerlo. Es el caso de *gonzolog, que explica en su última entrada como a Vocento Mediatrader no le gustaban los comentarios de una entrada sobre una oferta de trabajo que publicaron hace ya mucho tiempo (los interesados pueden encontrar tanto la entrada como los comentarios en la caché de Google y comprobar que tampoco era para tanto la cosa…).

En fin. Que uno entiende que los abogados tengan que ganarse el pan, sí, pero que la cosa me parece una tremenda exageración, por no entrar en lecturas más profundas, que el tema me provoca dolor de estómago…

Contra el canon, Europa sin fronteras

Si la Comisión Europea se sale con la suya, el efecto del canon va a ser que cierren todas las tiendas de informática de este país… Y es que, según cuenta ElPais.com, Bruselas eliminará las fronteras para las compras por Internet (o más bien lo intentará, si hacemos más caso del texto del artículo que de su título) con lo que, en un negocio de márgenes tan bajos, seguro que será más barato comprar un ordenador sin canon a 1,000 kilómetros de aquí que con canon en la tienda de la esquina. Y que nadie dude que las grandes tiendas online europeas comenzarán a montar ordenadores con teclados y sistemas operativos en castellano tan pronto como la cosa esté en marcha…

PS Que conste que a mí, un canon bien gestionado no me parece malo necesariamente. Eso sí, el que nos han enchufado, de bien gestionado, nada. (Un canon bien gestionado, (i) no lo gestiona una entidad privada y (ii) establece algún tipo de garantía para que, efectivamente, lo paguen los fabricantes, como controlar los precios de los productos en otros países…)